limpiar zapatos de ante

Limpiar zapatos de ante es una de las tareas que nos toca hacer con la llegada del verano para guardar nuestros zapatos de invierno y tenerlos perfectos cuando llegue el momento de volver a usarlos. El ante es un tejido que se crea con la piel de alce y de otros animales, dando lugar a una tela muy suave y fina que se usa en la fabricación de botas y otros zapatos de invierno, pero también para algunas prendas de vestir.

La cuestión es que los zapatos de ante son muy delicados debido a la sensibilidad del tejido, por lo que es muy importante que sepas cómo hacerlo correctamente para que no se estropeen. Por eso, a continuación te damos algunos trucos y consejos sobre cómo limpiar botas y zapatos de ante para que estén perfectos para el próximo invierno.

limpiar zapatos de ante

Información

Limpia los zapatos de piel lo antes posible

La mejor recomendación para prevenir la suciedad es limpiar los zapatos de ante con una solución inpermeable que se comercializa en tiendas especializadas de calzado. Muy útil para repeler los líquidos que puedan caer en el zapato y evitar ciertas manchas que depués será muy difícil eliminar.

Usa un cepillo de dientes viejo

Aunque intentemos prevenir la suciedad, lo normal es que terminen acumulando polvo y suciedad. Para limpiar los zapatos de ante, usa un cepillo de dientes viejo con cerdas suaves. Cepilla siempre la superficie en el mismo sentido que el pelo del zapato para lograr un acabado perfecto. Si los manchas con barro, por ejemplo, es mejor que esperes a que la mancha se haya secado para retirarla. En el caso de que no se quite del todo, puedes usar una goma de borrar. Si por el contrario son manchas leves, con un trapo limpio humedecido y peinar la piel será suficiente.

Eliminar las manchas de grasa

Cuando nuestros zapatos o  botas de ante se manchan de grasa, la cosa se complica, por lo que la limpieza debe ser más delicada. Puedes usar un cepillo de dientes mojado en amoniaco, pero es importante que no te pases, ya que podrías dañar la superficie. Te recomendamos que mezcles el amoniaco con agua y que vayas aclarando para que la suciedad que vayas eliminando no se acumule. Después, solamente tienes que dejarlos secar al sol y poner una horma para que mantenga la forma. Si no tienes, puedes meter algunas bolas de papel de periódico que ayudarán a absorber la humedad.

No obstante, también puedes eliminar las manchas de grasa de tus zapatos de ante con sal gorda o polvos de talco. Muy útil cuando la mancha todavía no ha sido absorbida por el tejido.

Limpiar manchas de tinta

Para limpiar los zapatos de ante que tienen manchas de tinta, lo mejor es usar celofán. Solamente hay que poner un trocito sobre la mancha y tirar fuerte. Verás como la mancha desaparece. Después cepilla en la misma dirección que el pelo.

Otro tipo de manchas

Si tienes otro tipo de manchas en tus zapatos de ante que no sean ni grasa ni tinta, podemos intentar quitarlas con una esponjita empapada en agua y detergente. Después aclara con agua y vuelve a pasarla para quitar la espuma. Una vez que hayan secado, tendrás que cepillarlos.

Centro de preferencias de privacidad

Cookies de terceros

Utilizamos cookies de terceros que se almacenan externamente para disponer de analíticas y mejorar la integridad de la página web.

_ga, _gid
_ga, _gid